jueves, 27 de diciembre de 2012

Brigadista Presidenta


CFK
"Plan Nacional del Manejo del Fuego Provocado"
Salón de las Mujeres Argentinas
Casa de Gobierno - Buenos Aires - Argentina
27/12/2012  

viernes, 21 de diciembre de 2012

Ratas

Uno ya está medio viejo. Se acuerda y cree que a los demás les pasa lo mismo. Pero parece que no.

¿Alguien se acuerda del final del gobierno de Alfonsín padre? Fue en 89 con supermercadazos. Atrás estaba la derecha peronista. O todavía alguien duda de que fogonearon Menem, Duhalde (y la derecha civico militar con Cavallo como estandarte). 

Llegaron para darle otra vuelta de rosca a la economía de guerra de Sourrouille. Entregaron todas y cada una de las empresas que durante décadas habían sido de todos los argentinos. Dijeron que era para mejorarle la vida a los jubilados y los maestros. 

Argentina se quedó sin luz, gas, teléfonos, ferrocarriles, aerolíneas de bandera. Uno de cada cuatro argentinos no tenía trabajo. Tuvimos relaciones carnales con los Estados Unidos. Y un ministro que le regalaba ositos cariñositos a los kelpers para que nos quisieran. Y muchas cosas más. Mientras tanto esa parte de la burguesía que ahora se llama clase media juntaba dólares entregando pesos uno a uno para viajar por el mundo y comprar importado mientras el país se caía a pedazos.

El 2001 también tuvo sus supermercadazos. Hace falta recordar ese gobierno. Ayer mismo, se cumplieron 11 años de que un asesino se subiera a un helicóptero dejando al país con al menos 33 muertos y un país a la deriva. Desde el día anterior gente que los medios monopólicos mostraban como hordas descontroladas entraban y salían de los supermercados. Y, decían, cargaban sobre la Capital Federal.
Atrás estaban lo que los medios llamaban los barones del conurbano. Fue la misma derecha peronista. Esta vez era Duhalde para acercarse a una presidencia de la única manera que podía, sin los votos.


Ramón Puerta, Adolfo Rodríguez Saa y Eduardo Caamaño. El tobogán que dejó en la presidencia sin votos a Eduardo Duhalde. El senador a cargo de la presidencia que pesificó la economía para licuarle la deuda al monopolio de Clarín y terminó tras los asesinatos en emboscada de Maximiliano Kosteki y Darío Santillán. (Un calco de la emboscada a Mariano Ferreyra años después).

¿A qué no sabes quién está detrás esta vez? Pero hay una diferencia abismal. Cristina es política, conductora, y peronista. Esta vuelta, las ratas no se pusieron los lentes.

jueves, 20 de diciembre de 2012

Las palabras y las cosas


Juan Manuel Abal Medina
Jefe de Gabinete
Gobierno Nacional Argentino
Buenos Aires
20/12/2012 

¿Nervioshosh?

Si alguien compró el ¿diario? La Nazión de hoy, o lo tiene a mano, guardelo porque es de colección. 
Si no lo tienen vayan a buscarlo (atenti que no dije comprenlo).
 
No tiene desperdicio. Saca el central dividido en dos. empieza el suplemento de economía con una publicidad y manda los editoriales y los necrológicos en la segunda parte del central.
 
¿Qué estará pasando? ¿ya no es tribuna? ¿ya no es de opinión?
 
¿Qué te pasha La Nashión? ¿Estash nerviosho?

lunes, 10 de diciembre de 2012

"Negocios privados con fines de lucro"


Rafael Correa Delgado
Presidente de Ecuador
Tv Pública Argentina
4 de diciembre de 2012  

El bisnieto de Maisanta

Un Texto de Yldefonso Finol

Por Chávez
I
Por la salud de Chávez vamos a misa los comunistas, los herejes incrédulos y sublevados.
Lanzamos Manifiestos arengando redenciones futuras, razones para alzarse contra la des-historia, consignas para dar la sangre y aquello de somos la vida y la alegría.
Los melenudos izquierdistas del socialismo utópico y los comeflores del mayo francés, dejamos nuestras súplicas en las paredes con el sello irreverente de subir a los cielos y tomar a Zeus por rehén.
Los hippies amigos de Lennon y las hormigas rojas en las habichuelas gigantes perdonan a las hierbas, para que cesen las guillotinas su filosa orquesta de filósofos silencios.
Los garrotazos desaparecen de la columna del Gandhi y las alturas de Machu Picchu se nos entregan como los cuerpos florecidos de patriotas azules en el Campo de Carabobo.  
Proclamas emergen de los grisáceos fondos coralinos, donde reposa el cardumen de los anfibios teatreros que sacaron a Lovera a las páginas inmortales de la verdad rediviva.
No sé si es el remolino de recuerdos o el Dolor de la multitud amorosa lo que me inunda el alma como cascada profunda de Plegarias.
Mis chamanes son guerreros resucitados, son los Mohanes a los que llamo con guarura nocturna -vale decir clandestina- para salvarla de las empresas televisivas asesinas.
Por tu sanación damos las gracias hasta las desgarraduras, no soportamos la quietud de la rutina ni nos resignamos a esperar los desenlaces.
A tu amanecer ofrendan los juglares sus pregones, cantan desde sus pulmones los soldados himnos que la guerra hizo poemas. 
Oraciones brotan por doquier como pasto silvestre que alimenta dioses criollos, pequeños como una concha de caracol, inmensos cual las olas oceánicas que ven caer al padre sol.
Cual mendigos del poder infinito de la Pacha Mama nos tatuamos petroglifos en carne viva y marchamos descalzos al espejismo de sal que nos seduce desde lontananza. 
Gremios de juristas sensibles redactan petitorios a las Cortes superiores donde la reina María Lionza trenza su derecha con el Negro Miguel y su siniestra con Guaicaipuro, mientras reposa glúteos y faena sobre lomo de tapir.
De hinojos ante la noche canta el trovador sus serenatas, ruega sus súplicas el enamorado, vierte su fe el místico.
También yo, de rodillas, arriesgué mi espalda a los azotes del verdugo, para que tu andadura siguiera cabalgando sobre brioso crisol de victorias.

II
Veo la peregrinación harapienta que avanza hacia el vientre de la suerte el tamal de los  homenajes la arepa de la justicia el pan de las libertades el caldo de las redenciones
Veo las Ofrendas que te llevan las abejas insomnes de todos los panales que han surgido de tu voz alzada en los desiertos
Los Sacrificios forzados de otrora el pueblo ahora los canta para la gloria de un despertar inesperado el grito mismo del esclavo que antes sólo gemía y callaba 
Honores te dan al pasar quienes del honor viven y ni agua requieren en los siglos del deber
Templos no hacen falta donde tanto corazón es tu morada donde te abrigan ninfas australes y nirvanas alfombran alamedas para tu paso
Multitud de clanes nos arropamos en el Tótems erguido de tus convicciones como colmenas soterradas como nidos de nuestras infinitas ansias de ser de inhalar éteres del cosmos y beber savias de la reposada tormenta
Trajiste del averno los Oráculos cuando los desalmados te creyeron ido
Venciste la impaciencia sin dejar para más nunca lo que tenías que hacer
Juntaste los dispares por el prístino llamado de tu afecto
Derrotaste pústulas casquivanas sin desmaquillar poses sin necesidad de hurtar autorías
Trasluciste la opacidad con que el fango nos enceguecía
Demoraste los vagones para montar a los rezagados a los carecidos de tiquetes a los que amanecieron sin techo durmieron sin amor y lloraron de hambre
Nos abriste los ojos y ya no tendrá descanso nuestra vigilia por esas maravillas festivas a que nos convocaste.

III
Tu raíz arrebata de la sed milenaria lo por cumplir, las causas insospechadas pero justas, el cauce de manantiales no descubiertos, el argumento subterráneo que estalla untándolo todo de ganas.
Tu raíz se bifurca en incertidumbres suspendidas, se apaga a ráfagas por zarpazos viles, pero se multiplica a razón de miles por contacto hazaña.
Tu raíz te dio madre y sorpresas y otros fuegos fundadores, te dotó de senderos arenosos y asoleados para que tus pies creyeran en el camino, aunque el camino no supiera de compasiones ni de acertijos.
Tu raíz demoró ciertos cadalsos en salir del foso, tus imanes nos atrajeron sin mediar superficies.
Tu aquiescencia al atrevimiento nos mantiene en ayuno de quietudes.
Tu apego congénito al abismo, al hechizo de los azares, al intrépido darse del insurrecto, nos ató náuticamente al incógnito sino de las pendientes.
Tu arbitrario contagio de criollismos nos allana las sendas a lo nuestro.
Tu ímpetu adolescente a veces me ciega la carga del tiempo y la fatiga.
Tu huerto de crisálida encinta polinizó sabanales que sucumbían al tambor de la sensualidad.
Tus pesares se hicieron pan compartido, tu brío aliento de la grey en pos.
Tus heridas nos laceran como  emboscadas criminales.
Tus naufragios ya nos enseñaron el poder de la resurrección.

¡Palante Comandante!


Compañero Hugo Chávez Frías
Presidente de la República Bolivariana de Venezuela
Despacho Uno
Diciembre de 2012
 

viernes, 7 de diciembre de 2012

Camandulaje


Caricatura perpetrada por Hermenegildo Sábat Publicada en el ex diario Clarín el 7/7/2012


Estoy con los huevos al plato de los que siguen sosteniendo que no hay que meterse con Sabat porque es solo un dibujante.

¿Todavía hay que explicar que es un editorialista más del monopolio?

¿y que coincide con su mirada?

¿Alguien vio una caricatura de Sabat donde Ernestina se choree dos pibes en una canasta?

¿Alguien vio una caricatura de Sabat donde se vea a Videla, Ernestina, Bartolome y Peralta Ramos entrando a Papel Prensa con el antifaz puesto?

Cuando él las haga y Clarín las publique ¿me avisan?

sábado, 1 de diciembre de 2012

martes, 27 de noviembre de 2012

Fotografías



Por Horacio González*

Al juez Thomas Griesa le gusta fotografiarse. Es lógico, debe cumplir con una dimensión importante de la función pública, que es la publicidad de su figura, con la postura de una foto oficial. Hay fotos y fotos. La foto oficial es otra cosa. Se la prepara, la toman especialistas, debe hacer brillar la solemnidad y la gallardía del poder. Sin excesiva arrogancia y también sin falsos escrúpulos que parezcan un festejo de la informalidad. Pero veamos a Griesa: su fisonomía dice mucho... o lo dice todo. Es un rostro que pertenece a una cultura. Aunque no necesariamente agota todas las posibilidades de la cultura norteamericana. Basta comparar su foto con fotos de Faulkner, Kerouac, el mismo Henry Fonda. O si no, Marlon Brando. Claro, son actores o escritores. Pero en sus rostros está expresada una indeterminación, una apertura a la dificultad de la existencia. Pero en Griesa no. Solo hay determinación, un arquetipo que parece surgido de un comic. Algo que informa que estos rasgos sumarios de una fisonomía pueden albergar las formulaciones más demoledoras de una cultura jurídica.

Es un rostro enjuto, tomado por una ancianidad que casi es un mecanismo de voracidad y astucia. Al lado de la bandera norteamericana, toma tal envergadura arquetípica, que es en sí mismo un llamado imperial, una convocatoria belicosa con su martillo de madera reposando amenazador en el pupitre. Parecería la estampa misma de un encorvado dicterio, de un úkase patriarcal pronunciado desde lo alto y hacia el vacío. Un reposado mundo jerárquico se desprende su figura, como vieja concepción del mando imperial. En las fotos esto aparece como un resplandor subrepticio, pero notable.

Todos podemos verlo. En esa mirada levemente irónica desfilan como luminarias inertes las antiguas guerras de conquista. Vemos la expansión contra México, la guerra contra España para controlar Cuba, las acciones de todo el comienzo del siglo XX sobre Nicaragua, las intervenciones sobre el resto del planeta, las que podríamos considerar las más injustas, pues brotaban de cálculos geopolíticos y económicos de secretos gabinetes de intrusión. En esa mirada lejana, como ensoñada, en su vejez recalcitrante, podemos ver en Griesa –hombre de Kansas, de Harvard, del Sistema– también la brumosa figura de un Braden. Pero no veremos la de Humphrey Bogart. Sí la de un John Wayne. No la de un James Dean. La cultura norteamericana, tan compleja como es, con su propensión a grabar fuertes imágenes en la mirada de la humanidad, que supo llamar Nación a su enorme variedad cultural, queda confinada en ese rancio octogenario que convoca a la destrucción escribiendo actas judiciales que casi son órdenes misilísticas.

Cada una de sus fotos, con toga o sin toga, con bandera norteamericana o sin bandera norteamericana de fondo, con media sonrisa o gesto adusto de burlona rapacidad, en un balcón neoyorquino o rodeado de libros de leyes encuadernados –sí, le gusta fotografiarse– es un retrato condenatorio de la civilización que han creado los Estados Unidos de América. De su aspecto humanamente más fracasado. Ningún rastro aquí de la tradición del fiscal, del juez que juega su cargo en una denuncia, del sheriff valiente que no se doblega ante los sátrapas de turno. Es la gran tradición liberal norteamericana. Está en su cine, su literatura: Doce hombres en pugna; Casablanca; Los días del Cóndor; Shane, el desconocido; La jauría humana; JFK; A la hora señalada; Citizen Kane. En el cortejo cruento que pasa ante a mirada atemporal de Griesa, están los masacrados por tormentas en el desierto o en prisiones como Guantánamo. Sueña este hombre, que sale de las emisiones más lúgubres de las voluminosas fuerzas antidemocráticas de la sociedad norteamericana, que puede enfrentar sociedades más débiles desde lo alto de una cumbre judicial abstracta, con dictámenes escritos con garras, tan diferentes de las plumas que emplearon Jefferson o Luther King para escribir sus documentos. Sueña que abre sus alas y transfigura su despacho, queda su cuerpo hecho famosa ave funesta y restan solo sus ojitos entrecerrados, que picotean en los recuerdos de sus hazañas jurídicas bajo el tambor regimentado de la especulación financiera más oscura de la historia de la modernidad.

Gozosamente cadavérico, picoteando basurales de la historia, su imagen concita el repudio de los pueblos, por reasentar las formas intrincadamente más oscuras del capitalismo norteamericano. Esa mejilla hundida, ese mechón a veces peinado y a veces despeinado. Sin duda habita un sarcasmo ahí, un supremo placer de daño que no es diferente del que presidió los momentos más oscuros de la nación norteamericana. Quizá sea cariñoso con sus nietitos, pero en estas imágenes bate alas su condición depredadora. El pueblo norteamericano debe también saber verla, porque al hacerlo conocerá también qué es lo que debe ser alejado de su propio tejido moral e intelectual.

* Sociólogo, director de la Biblioteca Nacional.
Publicado el 27/11/2012 en Página/12 como"Fisonomía de Griesa" 

viernes, 23 de noviembre de 2012

miércoles, 21 de noviembre de 2012

Complicados de sinapsis II


"Del Editor. Qué significa: Una cifra tan alta de chicos con asignaturas pendientes sugiere que se impone una revisión del apoyo escolar durante el año y no al final de este".

La fecha, la sección, y el editor, a esta altura son irrelevantes. Cualquier día, cualquier hora, en cualquier lugar...

Complicados de sinapsis


Parece que el lector medio del ¿diario? La Nazión está teniendo dificultades para entender lo que el medio pretende que le cuenta. 

De un tiempo a esta parte aparecen en algún destacado de las páginas un Del Editor  en los cuales el encargado de ese día de la sección en cuestión aporta un dato esclarecedor.

Este -por caso- es sesudo como sus lectores. Dice: "Del Editor: Cómo sigue: Si el macrismo y el entente Nación-Provincia sostienen sobre la basura sus peleas políticas, el conflicto seguirá y la mugre y el hedor inundarán las calles".

¿Qué harían los lectores sin su ayuda?

sábado, 17 de noviembre de 2012

Gaza


Jorge Drexler
Concierto Aula Magna UCV 
Caracas Venezuela 11/12/2007

No sé


Si estoy perdiendo capacidad de lectura,
de comprensión de textos 
o me están tomando por pelotudo.

¿Comprando una cocina de mínimo 1.000 pesos me regalan un sachet de ketchup de 400 gr?

¿Comprando un lavarropas de arriba de 2.500 pesos me regalan un jabón líquido de 400 ml?

Voy a salir corriendo antes de que abran el local a ver si todavía llego tarde.

jueves, 15 de noviembre de 2012

De carrozas y calabazas


Martín Sabbatella
14 de noviembre de 2012

Explicando la ley de servicios de comunicación audiovisual para que lo entiendan hasta los monopolios

(Después del 7D habrá varios monopolios que seguirán siendo tirados por ratones pero que dejarán de parecer carrozas. Después de la explicación de ayer ¿qué van a decir desde ahora?

martes, 13 de noviembre de 2012

Los dueños de la tierra


$ 11.800.000.000
Una cifra bastante impresionante ¿no?

¿Quiere decir que antes esos 11.800.000.000 eran ganancia?

Si la inundación no les hizo perder todo, quiere decir que esos casi doce mil millones de pesos son solo una parte de la ganancia "del agro".

¿Cuánto están pagando de impuestos? 

En el ¿diario? La Nazión 6/11/2012 pág 16 

lunes, 12 de noviembre de 2012

domingo, 4 de noviembre de 2012

M&M


Marcelo Hugo Tinelli es 
vicepresidente, a cargo de un club con nombre de santo fundado por un cura.

Mauricio Macri es
Jefe de gobierno, debiera estar a cargo de 
la ciudad ¿autónoma? de Buenos Aires.

Marcelo llegó a los medios de la mano de José María Muñoz, el del silencio es salud durante la última dictadura, el que mandó a sus oyentes a repudiar la comisión interamericana de derechos humanos en 1979, el que no quería que en el mundial 78 tirasemos papelitos en la cancha. Tinelli heredó las corbatas de Muñoz. Su familia pensó que Marcelo era quien merecía tenerlas.

Mauricio  llegó al mundo de los negocios de la mano de su padre Franco (?) Macri, que con su empresa Manliba hizo fortunas juntando basura en camiones durante la última dictadura. La familia fue parte de la pata civil de la dictadura.

San Lorenzo está para descender.

El Banco Ciudad también.

San Lorenzo no tiene casi nada.

El Banco Ciudad tampoco.

¿Por qué Mauri habrá puesto dinero en la camiseta de San Lorenzo hasta el año 2013?

El año que viene hay elecciones

¿Qué dirá Marcelo Hugo de los candidatos para 2013 de Mauri?


(Foto: La Nazión deportiva 2/11/2012, pág. 2)